Historia

En el año 2006, surge una necesidad comarcal de dinamizar culturalmente e impulsar económicamente los municipios del noroeste de la isla, concretamente, Buenavista del Norte, Los Silos, Garachico y El Tanque, establecidos en un entorno principalmente rural.

Desde el año 1998, los citados municipios se conformaron como entidad supramunicipal bajo la denominación del Consorcio Isla Baja, el cual implantó un proyecto cultural y artístico que impulsara la carencia existente, naciendo «Los Caprichos Musicales de la Isla Baja».

Durante su trayectoria las ediciones han generado una actividad musical en pro de fomentar la diversidad cultural, musical y artística a través de la interrelación de las disciplinas hacia una mirada global e intercultural.

La actual programación centra su atención en la figura femenina dando voz y exposición a la riqueza compositiva, interpretativa e investigadora de la mujer en una sociedad visiblemente plural, contemporánea y dinámica, donde la propia heterogeneidad de género debe ser una constante normalizada, impulsando espacios que den visibilidad a lo invisible, voz al silencio y presencia al olvido.

La red de relaciones que conforma la música es compleja y significativa con independencia del género al que pertenezcamos. Históricamente, las mujeres instrumentistas, directoras, mecenas y compositoras, como tónica general, no se contemplaban como protagonistas en los libros de historia. De ahí la elección del título AEDEA, inspirado en la tercera y última de las musas originales de la mitología griega, la cual se encarga de ejecutar la obra artística, culminando el momento en el que una obra de arte es interpretada, por tanto, divulgada.

Indudablemente, el género ha sido determinante o relevante a la hora de escribir y hacer la historia, de ahí la importancia de su lenguaje, sus significados y funciones en el mundo artístico. Edificando la mujer contemporánea su preocupación por conocer, estudiar, visionar y divulgar el trabajo realizado por las mujeres, que aún integradas en su tiempo, formaban parte de una estructura social jerarquizada. Desafiando así el canon aquellas pioneras que forjaron el camino para impulsar la igualdad de género y fomentar la visibilidad de las mujeres artísticas del s. XXI.

En esta línea emana la XVI Edición de «Los Caprichos Musicales de la Isla Baja», la cual presenta una programación de conciertos estrechamente vinculados a la figura de la mujer por medio del vehículo comunicador de la voz, singularidad y esencia original de Los Caprichos Musicales. Todo ello, en simbiosis con la diversidad y riqueza que nos aportan las actividades paralelas.

Un proyecto que apuesta por incluir en su propósito, uno de los objetivos adoptados por la Asamblea General de la ONU en la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible:

«Lograr la igualdad entre los géneros y empoderar a todas las mujeres y las niñas»